martes, 7 de junio de 2011

Globos de colores


Me cuesta muy poco enamorarme de las cosas, pero estaba completamente ciega para esta ciudad. De pronto las tardes empezaron a enfríarse y voces de recónditas partes comenzaron a cantar maravillas acerca de este lugar. Entonces caí en la cuenta, en la gracia, en la certeza de poder y querer amar esta ciudad, de caminar por cualquier calle sintiéndola mía, de que cada día fuera una celebración de su existencia.
Las noches ponen más sonrisas en mi cara y de pronto encontrarnos porque sí, en cualquier esquina, intercambiar humos, bebidas, risas, palabras en diferentes idiomas, se vuelve un elixir entrañable.
Y reconocerme en esa naturalidad que otros admiran, poder jugar toda la noche a evitar dejar caer un globo, bailar cualquier música, soportar el frío en pos de los amigos, tener esas ganas locas de gritar que la quiero.
Empiezo a amar esta ciudad como hace tiempo supe amar otras. Quizás sea el desayuno a la inglesa en esa casa fría y el balcón con mates y música, poder guardar un silencio muy cómodo con personas apenas conocidas, querer que llegue la tercera semana de julio y abrigar mis pies en otros pies.
Quién sabe.
Qué importa.

4 comentarios:

¿es o no es? dijo...

Pero que calentito me resulta leerte! (y decir eso en esta anoche cruda no es pavada).

Sera por extrapolacion?
Sera por que me hice en la ciudad tambien yo, en el vertigo conocido de algunas esquinas?
Sera esa foto, ese globo, esa niña?

Quién sabe.
Qué importa.

·Geo·ligne· dijo...

*


Uno suele enamorarse de la ciudad que habita.

Y fijate vos. Eso de enamorarse de las cosas. Me hicíste acordar al poema ese "El hombre extraño" ... Aquél que iba besandolo todo, hasta que faltó... Y desde entonces al mundo le han salido labios.

¿Lo conoces?
http://www.youtube.com/watch?v=7ntj3ImzVWA

Bueno, la cuestión.
Es que son lindas imagenes.
(Pero con estos fríos, me gusta lo del mate y los pies abrigados de otro calor)

Un abrazo.
(y unos de esos mates jaja)

(Y una imagen de The ballon rouge flotando en el aire con un tema de Spinetta)
:)

Gonzinko dijo...

No se porque, pero me dieron ganas de escuchar November Rain a mi. Saludos

eMiLiA dijo...

He llegado a creer que mi corazón se ha atrofiado y me cuesta querer cosas y - peor aún - personas con facilidad.

Me encantó el texto. Siempre lindo leerte y más leerte bien.

:)

Abrazo.