domingo, 31 de mayo de 2009

Una vuelta de tuerca más...

(o El tipo que canta IV)

"tener de amigos a mis hermanos

tener de hermanos a mis amigos"


Todo tiende al desencanto, a los malhumores obesos que acompañan los cumpleaños en este corazón que poco sabe de días especiales y tardes solitarias. Todo tiende al desencanto, a las cebras borradas que amenazan con que un auto nos pase por encima, a las noches de regalos tímidos y sorpresas muy a medias. Todo tendía a la amargura de algo que debería ser especialísimo y nunca lo es.
Pero para algunas cosas existe el día después, el mañana que llega tarde y desinhibido, ardiendo en felicescumpleaños atrasados y verdades que se respiran entre cafés de antojos y consultas académicas a toda prisa.
Y hay un nuevo tipo que canta esperando en el antiguo cine, en esa sala antes visitada en la tranqulidad de Zulma y la Canción para dormir a un snake venenoso.
Hay niños y niñas con flequillos perezosos, anacronismos estúpidos, un público demasiado no-a-lugar y señales de locura por todas partes.
La noche de este tipo que canta es descontrol y adrenalina, es reconocerme tibia y fresca al mismo tiempo, yo con los ojos enmarcados, con el miedo a los golpes, yo con la timidez bajita y enrulada.
Es tiempo de puntas de pies, de olvidarse de las pantorrillas y los codos ajenos, de las culpas, de la garganta; tiempo de olvidarse del miedo. Es tiempo de un tipo que canta agradecido y nuevo en este lado del río, gesticulando sus chamuyos de rock con piel y a quemarropa, oxidando este otoño que no sabe de guiños en calles frías de algún barrio parecido a Ciudad Vieja.
Canta, el tipo canta y reconozco esa voz que parece que no llega pero se las ingenia para entrar en los pechos y volar cabezas, el tipo canta y pone caritas sin timidez y baila, y la gente sube a dejar sus saludos y su voz, y la gente se mueve y salta cantando con alegría.
El tipo canta y todo es una fiesta. No faltan los globos, la espuma, el papel picado... la vida es una fiesta en este encuentro de sudor, locura y realidad. Y yo, la chica bajita de lentes, la que espera el disparo de largada para todo, olvido mis miedos y me olvido por un rato de que todo tiende al desencanto... quizás solo sea cuestión de practicar: efímero para mí lo que para otro un sueño...


nota: nuevo tipo que canta, ahora ya los agrupé bajo una etiqueta, así que el resto anda por ahí.

10 comentarios:

Soledad dijo...

Gracias por tus palabras hermosa.
Te dejo fuerte abrazo.

g. dijo...

Muy lindo texto.

Y te repito algo:
que parece que no llega pero se las ingenia para entrar en los pechos... No es hombre si no puede...

Y parece que sí, lo voy a ir a ver... Parece que es algo lejos, bien metido en la ciudad, en donde la ciudad deja de ser algo de ciudad y pasa a ser pueblo, pero bueno.
Iremos, creo.
Saludos, besos.

(Me falta leer el anterior texto).

Dolores Eidán dijo...

Este tipo que canta (si no me equivoco de tipo) me tuvo en el limbo entre la locura y la realidad a mí también.
Me llevó a desentonar un par de temas, a bailar al compás de sus candombes, a vibrar y "romper esquemas de los que siempre callan, gritar aunque sea una sola verdad".

Hace mucho que no viene por acá, decile que se dé una vueltita, a ver si aleja el desencanto por un ratito de acá también.

Saludos mujer!

Jor dijo...

Precioso, realmente. Tus tipos que cantan son geniales siempre. Amo que hayas gritado y que el pogo te haya dolido (pero quien te quita lo bailado...)

Yo creo que el primero de ese mes que empieza con A, puede llegar a encontrarnos juntas con este tipo que canta... No se, digo, vos fijate.

Ayer comprobé con nuestra charla, que soñar todavía tiene sentido, y que todo, desde que estás es un poco más violeta, ruloso, raquítico y feliz :)

Habitarás mi ocaso dijo...

El otro día en el colectivo un hombre que canta me volvió loca tarareando la misma canción durante todo el viaje. Generalmente suelo disfrutar de los ruiseñores citadinos, pero este sentado en el asiento de atrás no tenia mucho talento.

Besos!!

Verònica dijo...

El tipo que canta recièn me cargò las pilas... tus palabras me gustaron muchisimo, con fuerza... hay una partecita que deriva en la Ciudad Vieja, esa me encantò.
Hoy por la calle vi muchas señales de locura, moneda corriente...
Besos,
Vero.

Julieta dijo...

cuando publicás?

(siiii, soy tu fan "namber uan")

chivilboy dijo...

se pasa rapido cuando el tipo canta.

Cris dijo...

toc, toc... ¿Se puede? Acabo de llegar a Cuntos y estoy echando un vistazo a lo que hay por ahí. Quería decirte que me ha encantado tu blog, el tipo que cantam y que por un momento diera igual el desencanto del mundo.

Besos!

Xaj dijo...

Y si te canto al oído. Si rasgueo tus cuerdas vocales. Abajo-arriba- dos rasgaditos aleatorios.

La fiesta en sol mayor.

Abraxo rubí.